9 C
Buenos Aires
27 mayo, 2024

El creador del meme de ‘perro sanxe’: «No ponerle marca de agua ha sido la peor decisión de mi vida»

A Manuel Lardín le bastaron 30 segundos para crear el meme más controvertido de las últimas Elecciones: “Más sabe el perro sanxe por perro que por sanxe”. Lo hizo justo después de que el Presidente del Gobierno convocase los comicios del pasado 23 de julio. Sin ninguna pretensión más que el propio disfrute. “Días antes había guardado la imagen por si me servía en alguna ocasión. Para la frase me inspiré en una expresión que una amiga de Málaga había publicado en sus redes sociales: ‘Más sabe el diablo por alhaurino que por diablo’. Sólo tuve que esperar a publicarlo en el momento exacto”, relata este joven de 21 años. Lo que entonces no sabía es que este montaje se convertiría en una de las fortalezas de la izquierda.

El origen de este apodo se remonta a marzo de 2020, cuando un niño mostró su descontento ante el cierre inminente de las pistas de Navacerrada donde solía esquiar con su familia. Aunque el covid-19 ya estaba provocando estragos, él achacó esta decisión al líder del PSOE: “No las cierres, Perro Sánchez. Eres el peor”. La inquina con la que habló al micrófono de Telemadrid se hizo viral de inmediato. Y, como la pólvora, el mote corrió por partidos contrarios al Ejecutivo. Lo curioso es que, poco a poco, los socialistas se lo fueron reapropiando para hacer de él casi una insignia. Algo que, tras la obra realizada por Manuel, cobró una nueva dimensión y se convirtió en marca de su candidato.

Así lo demostró en sus intervenciones en El Hormiguero, Julia en la onda y La pija y la quinqui. “Hago memes porque me hace gracia. Me abrí Twitter hace dos años y, ahí, vuelco todo lo que voy inventado. Antes los preparaba online: cortaba y pegaba cualquier tontería. Hoy, en cambio, tengo una aplicación en el teléfono que me permite hacerlo con rapidez. Si estoy en el gimnasio y me viene una idea a la cabeza, la desarrollo al instante”, comenta este estudiante de Traducción e Interpretación. Natural de Córdoba, es una persona especialmente interesada por la política. De hecho, se define de izquierdas con contundencia: “Voté a Sumar, pero lo tenía claro: si bien que ganase el PSOE era como beberse una cerveza caliente, que lo hiciera VOX era como ingerir un chupito de lejía”.

El resultado electoral le sorprendió para bien, por tanto. Una quiniela que muchos seguidores no han dudado en atribuir, en parte, al bautizado como “meme que ha salvado a la izquierda”. “No sé si hasta ese punto… Ahora bien, es verdad que lo han utilizado bastante durante la campaña. A los jóvenes nos encantan”. No hay que olvidar, en ese sentido, la chapa de perra sanxe que Begoña Gómez lució el último domingo. Incluso hubo ciudades en las que se repartieron pegatinas con la creatividad de Manuel. “No me esperaba este éxito. Sabía que se haría viral, pero no que llegaría al Presidente. Funcionó porque lo lancé en el segundo perfecto. Y eso hizo que se volviese un icono. No ponerle marca de agua ha sido la peor decisión de mi vida”, asegura entre risas.

P. Si se repitiesen las Elecciones, ¿lo reeditaría?

R. No, se quedaría como está porque ya lo conoce tantísima gente que no tendría sentido. Haría otro. Como el que acabo de dedicar a Carles Puigdemont.

P. ¿Alberto Nuñez Feijóo contaría con el suyo?

R. Ni de coña

La Biblioteca Nacional, interesada

Más allá del punto cómico, este meme posee un valor patrimonial: es un documento que reflejará en el futuro la sociedad de 2023. Motivo por el cual se considera un preciado material para la Biblioteca Nacional. Esta institución tiene la obligación por ley de custodiar una serie de duplicados de todo lo que se edita culturalmente en España. Así, deberá recibir dos volúmenes por cada libro y magacín difundidos. Otros dos por partituras o periódicos. Uno por boletines oficiales. Otro por fotografías. A lo que hay que añadir otro tipo de formatos que, a priori, no suelen asociarse a ella: vinilos, videojuegos, mapas, postales, pegatinas comerciales, tarjetas de hoteles, cajas de cerillas, cromos, almanaques… Se incluyen también elementos virtuales como tuits, fotos y vídeos que ingresan por otra vía. Ésta sería, por ende, la de perro sanxe.

Desde 2009, este organismo recopila todo lo originado en la red. De no hacerlo, nuestra historia se quedaría coja sin esta herencia digital. Lo que ocurre es que se trata de una tarea inabarcable: según el informe Data Never Sleeps, elaborado por el sistema operativo Domo, cada día se crean más 2,5 billones de bytes de datos. Muchos de los cuales son efímeros o limitados en el tiempo. Hay diarios que cierran. Blogs que duran horas. O revistas que se olvidan. A pesar de ello, algunas pueden seguir visitándose en el Archivo de la Web Española. “El germen de esta labor se encuentra en Internet Archive, una organización sin ánimo de lucro que empezó a almacenar la web del mundo entero en 1996”, dice Mar Pérez Morillo, directora de la División de Procesos y Servicios Digitales de la Biblioteca Nacional.

Noticias relacionadas

Para ralentizar el agujero negro digital que no paraba de crecer, la UNESCO animó a recolectar este contenido: “La exhaustividad está descartada. A pesar de que es imposible preservarlo todo, lo intentamos. Ésta es la única manera de dar una imagen de realidad global”. En esta tarea pueden diferenciarse dos tipos de acopios: el masivo y el selectivo. En el primero caben las páginas con dominio .es, .cat, .eus y .gal, mientras que en el segundo los fondos se distribuyen por secciones. Así, en la dedicada al colectivo LGTBIQ+, es posible identificar desde un reportaje de 20 minutos hasta un mensaje de Miquel Iceta. En el apartado Videojuegos hay 689 anotaciones. Y entre las palabras clave de Tradiciones se hallan campaneros, antropología, ritos, ceremonias… Asimismo, hay compilaciones dedicadas al coronavirus, la muerte de Adolfo Suárez o el desarme de ETA.

“Dicho esto, no existe un archivo de memes como tal. Sino que estos constituyen un elemento más tanto de las cosechas masivas como de las colecciones personalizadas. Por ejemplo: cuando el PP tuvo que elegir entre Pablo Casado y Soraya Sáenz de Santamaría para suceder a Mariano Rajoy, se generó una enorme cantidad de información entre la que, en efecto, los había”, puntualiza Pérez Morillo. La contrapartida es que no se produce una criba y, en consecuencia, no hay una catalogación real de los mismos. Por lo que se desconoce el número exacto de registros en el sistema. De lo que no hay duda es que la obra de Manuel, si no está ya en él, acabará entrando. Pues resulta imposible entender la España de hoy sin ella.  

Últimas Noticias
NOTICIAS RELACIONADAS