12.1 C
Buenos Aires
23 mayo, 2024

Jones Huala en el juicio por su extradición: “No soy un planero, viví de robarles animales a los burgueses”

El líder de la Resistencia Ancestral Mapuche, quien se presentó a la audiencina con un rotundo cambio físico, pronunció sus últimas palabras antes del veredicto. La sentencia se conocerá el 1 de agosto.

27 de julio 2023, 14:29hs

Facundo Jones Huala se presentó con el pelo corto y la barba prolija, un aspecto muy diferente al que mostraba cuando fue detenido. (Foto: TN).

Facundo Jones Huala se presentó con el pelo corto y la barba prolija, un aspecto muy diferente al que mostraba cuando fue detenido. (Foto: TN).

Facundo Jones Huala, el líder de la Resistencia Ancestral Mapuche (RAM), mostró un importante cambio físico en la última audiencia del juicio por su extradición a Chile, donde debería cumplir un año y cuatro meses de prisión por un delito de quema de una hacienda en 2013.

En sus últimas palabras, aseguró que no se arrepiente de sus acciones y desafió: “No soy un planero, viví de robarles animales a los burgueses como Benetton, que viven del pueblo argentino y chileno”.

Leé también: La Justicia de Chile aprobó el pedido de extradición de Facundo Jones Huala

La sentencia se conocerá el 1 de agosto.

El impresionante cambio físico de Facundo Jones Huala en la audiencia

El líder mapuche apareció con el pelo corto, la barba recortada y con un aspecto prolijo, algo completamente distinto al momento en el que la policía de Río Negro lo detuvo en El Bolsón el 30 de enero de este año. En aquella oportunidad tenía el pelo largo, la barba dejada, estaba ebrio y vestido de mujer.

Jones Huala llegó al Escuadrón 36 de Gendarmería Nacional al grito de “¡Viva la RAM!”, vestido con un poncho tricolor (blanco, marrón y negro), y una cinta roja y negra atada en la frente a modo de vincha.

“¡Que viva la RAM! Para todos los que dicen que la RAM no existe, la RAM existe y resiste”, fue la frase completa que esbozó. Mientras sostenía una bolsa con una mano, levantó el puño de la otra en un gesto desafiante.

En las imágenes que pudo captar TN, el autoproclamado líder de la RAM se mostró sonriente y en distintas oportunidades abrazó a algunos de los militantes que lo acompañan en el tercer juicio por el pedido de extradición.

Las frases más relevantes de Jones Huala antes del veredicto

“Estoy orgulloso de haber combatido con mis compañeros. Ustedes nos obligaron, su clase dominante, sus socios, sus patrones, sus jefes. No solamente el capitalismo transnacional,

“¿Cuál es el miedo que tienen? Porque yo sé que nos tienen miedo. Sé que nos tienen miedo, por eso el operativo policial. No le tienen miedo a la posibilidad de que estuvieras armados. Ojalá tuvieras las mismas armas. Ojalá tuviéramos ametralladoras y fusibles para enfrentarnos de igual a igual”

“Ustedes le tienen miedo a nuestra ideología y a nuestra. Son unos vagos, inútiles. Nosotros no somos planeros, jamás en mi vida cobré un plan. Toda mi vida cobré de mi esfuerzo. Viví de sacarle animales a Luciano Benetton y a tantos otros burgueses que viven del pueblo argentino y chileno empobrecido. No me arrepiento ni me avergüenzo porque no soy un ladrón de guantes blancos. Nadie me va a intimidad, ni un funcionario, ni un juez, ni un presidente, nunca me van a ver de rodillas. Ni a mí ni a mi gente. Si quieren terminar con nuestra lucha tendrán que fusilarnos. Si quieren terminar con esta voz rebelde y revolucionaria, con la lucha de los mapuches, van a tener que fusilarnos”.

“Nunca me callé ni me voy a callar, no me intimidan las esposas, ni los golpes de las policías, ni los tiros. Estuve en enfrentamiento con las fuerzas armadas. ¿Piensan que les tengo miedo? No les tengo miedo. Ojalá que la próxima bala venga a la cabeza para que no tenga que aguantar otro juicio en estos tribunales”.

“Tenemos que bancarnos a esta gente que nos diga que nosotros somos los vagos”.

“En quién podemos confiar si es de público conocimiento que más de un juez está metido con las mafias y el narcotráfico. Son socios del narcotráfico. Se pasean por el país y se instalan en ciudades como Bariloche y no hacen nada. Son cómplices de la trata de blancas y no hicieron nada. La RAM sí hizo. Desde que estuve detenido en 2018, mi gente, mis hermanos, los que ustedes persiguen y quieren meter en cana, atentaron contra propiedades donde tenían mujeres secuestradas, donde había narcotráfico. Propiedades de los terratenientes y de las mafias sindicales. Mi gente atacó a Lewis y a Benetton. Lewis, el que tiene Lago Escondido, al que ningún juez se anima a cortarle el candado. Porque con nosotros son machos, pero con los que tienen que ser valientes son cobardes. Ustedes son títeres, marionetas. Son solo títeres, marionetas del nuevo orden mundial, de aquellos que pretenden instaurar dictaduras sostenidas de una nueva manera. Ustedes son los que ejecutan las órdenes porque las firman. Son los perros falderos. Por eso hicieron lo que hicieron con Santiago Maldonado. Eso les va a pesar en la conciencia siempre”

“Alguna vez va a haber un valiente con buena puntería que va a vengar la muerte de nuestro caído. Para vengar a Rafael Nahuel. Nosotros somos la resistencia mapuche, nosotros los pobres paisanos, los brutitos. Ya no somos más los brutitos y no tenemos miedo. No tenemos más miedo. Podemos tener diferencias políticas porque somos un movimiento político que va a seguir creciendo”

“Hemos tomado la decisión de la liberación de la tierra mapuche. Ustedes están en territorio ajeno, son una fuerza de ocupación. Esta no es su tierra, es nuestra tierra, la de mis bisabuelos y mis tatarabuelos”.

“La inmensa mayoría de los que gobierna este país y provincia son la peor basura de la humanidad. Son corruptos y mafiosos. Somos una fuerza de liberación nacional que va a seguir creciendo. No nos dan miedo ni las balas, ni la muerte, ni la tortura ni la cárcel. Yo le pongo el pecho a las balas y a mis declaraciones. Si quieren armarme otra causa, como ya me armaron alguna vez, no les tengo miedo”.

“Cuál es el pecado de pensar. Cuál es el pecado de revelar y decir que no queremos ser un explotado como nuestros papás y abuelos. Cuál es el problema de decir que no queremos ser desalojados y defendernos. Si un policía me quiere disparar, no voy a correr. Y si corro es para enfrentarlo. Es fácil ser macho así. Nosotros somos machos y machas con armas del siglo pasado. Armas que son más peligrosas para nosotros que para el vecino, y cuando podemos nos enfrentamos. No van a ser siempre piedras, y no siempre nos van a encontrar con el pecho desnudo, protegidos por nuestra dignidad. Soy un delincuente político, soy un subversivo, soy un revolucionario, antisistémico, anticapitalista, antimperialista y antioligárquico. Esa es mi esencia. No voy a dejar que sometan a mis hermanos a esto. No se equivoquen, no somos ni marxista ni leninista, ni trotskistas, tampoco montoneros. Soy antiperonista y nuestros principios son humanistas”.

“No son capaces de solucionar este conflicto, no lo van a solucionar extraditándonos, ni con balas y represión. Estas soluciones son políticas. Pero esas soluciones políticas no las tienen ustedes, tienen que tomarse desde las altas esferas del estado. Todos sabemos quién obliga a jueces fiscales y policías. Es el poder político y económico. Todos sabemos que no hay justicia, que está totalmente dominada por los intereses mezquinos del poder”.

“Se le entendió muy poco al fiscal. Me encontré con una retórica vacía y que seguramente sea para justificar su sueldo. Hay una relación dialéctica entre la verdad y la mentira. ¿Cuándo gana la verdad y cuándo la mentira? Muchas de las palabras, justificaciones y argumentos, son mera retórica. Y la retórica cuando justifica a la mentira lleva a situaciones como la tiranía o a situaciones de injusticia”.

“En este país hace demasiados años que se justifica lo injustificable. Para mí toda su retórica es mera falacia”

“No sé cuánta presión política reciben, porque la vez pasada era notorio que estaban apretadas por el macrismo y la Bullrich. Ahora no sé si esta otra corruptela los está apretando. No sé si alguna vez en la vida va a ganar la razón y la verdad por sobre la marginación. No creo en milagros, solo puedo creer en que les quede algo de razonamiento al servicio de lo que dicta su corazón y su humanidad. No les estoy pidiendo clemencia, cuando les hablo de humanidad tiene que ver con la propia dignidad. Puedo tener una discusión con una persona, pero no puedo ganarla con calumnias y mentiras, tengo que ir con la verdad. Apelo a eso, a la razón. Somos seres humanos y pensantes. Si quisiéramos terminaríamos con la injusticia de este mundo, pero no, es mucho más fácil lo otro”.

“Les digo a mis hermanos y hermanas que no bajen la lucha. Que tengan dignidad, que no crean en la justicia de los huinca. Les están dando migajas porque todo esto es nuestra tierra, pero lo que tenemos que tener nosotros es dignidad. Nos golpearon la autoestima. Nos golpearon tanto que nos olvidamos de lo que realmente somos: un pueblo dingo y guerrero. Retomen esa dignidad y no le crean nada al estado opresor y la justicia porque siempre mienten. ¿Cuándo cumplieron un acuerdo? Jamás. Porque este territorio lo invadieron”.

“Aquí hubo una guerra de exterminio de un estado contra una nación mapuche. Mis hermanos de la nación mapuche van a seguir defendiendo esta tierra. Las leyes de ellos son de ellos, la nuestra es natural”.

Jones Huala terminó sus últimas palabras en lengua mapuche y los presentes gritaron por Santiago Maldonado y Rafael Nahuel.

Jones Huala estaba alcoholizado durante su detención. (Foto: Policía de Río Negro)

Jones Huala estaba alcoholizado durante su detención. (Foto: Policía de Río Negro)

Jones Huala estaba alcoholizado durante su detención. (Foto: Policía de Río Negro)

Jones Huala estaba alcoholizado durante su detención. (Foto: Policía de Río Negro)

Este jueves, el juez subrogante del Juzgado Federal de Bariloche, Gustavo Villanueva, deberá resolver si Jones Huala regresará a su país para cumplir el año y cuatro meses que le quedan de los nueve que le dieron de condena en el año 2013.

Jones Huala está detenido desde enero en una comisaría de Esquel, luego de transgredir el beneficio de la prisión domiciliaria al pasar ilegalmente de Chile a la Argentina. El líder mapuche es representado por dos exmilitantes de la organización Montoneros, los abogados Gustavo Franquet y Eduardo Soares.

Últimas Noticias
NOTICIAS RELACIONADAS